Cocina con nervio

Otra manera de disfrutar del Mágnum Ríos

Muchas veces cuando veo una rodaja de morcilla Mágnum Ríos, pienso en como prepararla para que se adapte a los nuevos tiempos. En esta ocasión además buscaba una forma de comer la morcilla diferente, si no me equivoco es la primera vez que la dispongo así con un sólo fin, que no es otro que untar todo el conjunto de sabores de la preparación ( DIPEAR que está tan de moda), pero con morcilla RÍOS .

Ingredientes :

Elaboración:

Comenzamos cortando unas buenas rodajas de Magnum de morcilla Ríos, las pasamos por la sartén y las sellamos convenientemente con unas gotas de aceite oliva .

Por otro lado cortamos finamente cien gramos de chorizo de buena calidad, lo echamos en una cazuela con dos cucharadas de aceite, sofreímos durante un par de minutos, le añadimos media cucharada de harina y hacemos una roux . Le damos una vueltas en la cazuela para quitar el sabor a harina cruda y comenzamos a añadir leche caliente a la mezcla, para que se forme una bechamel, cocinamos dos o tres minutos y lo disponemos en una fuente plana, metemos en la nevera diez minutos.

Finalmente tenemos la mermelada preparada batiéndola durante un par de minutos para que se quede más fina.

Finalizamos preparando un puré de patata bien fino, le añadiremos unas trompetas de la muerte y un vaso de leche entera, batiremos todo bien y meteremos en una manga pastelera .

Final y presentación:

Colocamos la rodaja de Magnum Ríos y sobre esta una capa de bechamel de chorizo, terminando con una buena capa de mermelada de calabaza de Biozaki y tres puntos de puré de patata de setas.

Rematamos el pastel con triángulos de nachos de maíz par poder dipear con todos los sabores del mismo.